domingo, 11 de enero de 2009

XXV MEDIA MARATÓN DE SAGUNTO

Vamos allá,
domingo 11 de enero, Nacho y yo salimos desde casa, y tras evitar los cortes de calles para los 10km de Valencia, nos ponemos rumbo a Sagunto. Hora de llegada las 9:15, aparcamos a 1 km de la salida, temperatura 7º, despejado (de momento), recogida de dorsal, cortado a mitad camino, nos quitamos el chandal y vuelta a la salida (yo ya llevo contados 3 km). Nos esperan para salir porque hemos apurado un poquito, pero así ya llevamos el calentamiento hecho. La carrera en tres partes:
1ª parte (hasta el km10), salida por avenidas grandes del pueblo hasta el Camino de Les Valls y vuelta por carretera de Petrés, se va llaneando, y como son calzadas amplias no hay apretones, muy cómodo. Nos vamos quitando el frio, y Nacho reconoce que ha sudado, aunque poco, yo he sudado más.
2ª parte (del 10 al 15), dejamos la carretera de Petrés, y por el colegio San Vicente Ferrer, la carretera empieza a picar para arriba pegada a la Montaña de Ponera, yo cambio de plato, y Nacho reconoce que le gusta subir (cagada para mí). La subida no es tan terrible como nos han anunciado, aunque yo llego arriba con un bocadito en el gemelo izquierdo.
3ª parte (hasta el final), los primeros 3km son de bajada y desde allí llanos hasta el final, los 2 últimos los acabo acalambrados por el gemelo, pero Nacho dice que eso es bueno, porque así aprendo a sufrir para la maratón, "que la vamos a hacer juntos, primo" (yo le voy explicando que noserá así, pero se hace el loco).
Nacho se ha quedado conmigo hasta el final, lo que le agradezco, acabamos en 1:49:05 reales, posiciones 563 y 564, a 5:12 de media, para mí bien, para Nacho, un paseo.
Lo que os interesa de esta crónica, el botín:
camiseta técnica joma como la de la media de Valencia, en color azul "blue-line", agua, cerveza, powerades, naranja y una palmera de chocolate que nos ha sabido a gloria.
Al acabar, el diluvio y frío, rápido a casa y hasta la próxima.
El año que viene repetimos.
Nacho y Diego.

1 comentario:

Krilin dijo...

nano, buenísima la crónica!!! me he descojonado, te podrías venir a currar al periódico!!!